Juan Carlos Díaz Lorenzo

“La negociación en Vueling no avanza”, denuncia el sindicato de pilotos Sepla, después de cinco meses de reuniones con la dirección de la compañía en el marco del que será el segundo convenio colectivo de pilotos de la compañía “low cost” salarial del grupo IAG. “Ésta no parece dispuesta a ceder un ápice en el que está siendo el principal escollo: el salario de los copilotos noveles”, afirma la sección sindical.

La estrategia de la sección sindical de Sepla en Vueling pasa por tres objetivos: el reconocimiento al “gran esfuerzo llevado a cabo durante estos  años” por el colectivo de pilotos, así como “la mejora de su calidad de vida con unas programaciones inspiradas en las grandes compañías y mejorar el paquete de beneficios sociales, que apenas se abordó en el primer convenio”.

Vueling es la única compañía española que crece en momentos difíciles

Sepla ha pedido “en reiteradas ocasiones” que la compañía cumpla con “mejorar las condiciones salariales de estos pilotos en el momento en que la empresa empezara a remontar en el mercado. Y es que el contexto en que se mueve la compañía ahora difiere mucho del de hace cinco años, cuando la empresa aún sufría las pérdidas derivadas de la fusión con Clickair. Es por ello que aceptamos unos salarios muy por debajo de los de mercado, siempre y cuando éstos se revisaran para el segundo convenio si la empresa se encontraba en expansión”.

Los pilotos argumentan que cinco años después, Vueling ha experimentado el mayor crecimiento de una compañía aérea española en los últimos tiempos, “y aun así la empresa se niega a mejorar unas condiciones en ocasiones muy precarias”, según dice Andrea Calcagni, delegado de la sección sindical, pues en su opinión “Vueling ha olvidado que nosotros hemos contribuido más que nadie a su crecimiento y consolidación en el mercado”.

Foto: FTDG

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Vueling incluye La Palma en su programación de verano en una línea con origen en Barcelona. Es una buena noticia para la Isla Bonita, que no pasa por sus mejores momentos de conectividad y afluencia turística, pese a los esfuerzos de sus responsables sectoriales. La compañía del grupo británico IAG –al que también pertenecen Iberia, Iberia Express y British Airways– ofertará 4.320 plazas en aviones tipo Airbus A-320.

Es una buena noticia, pero con matices, pues falta saber si el precio del billete resulta lo suficientemente atractivo para el turista con origen en Barcelona. Sea peninsular o sea extranjero, sabemos que viajar a La Palma desde Madrid es caro para los potenciales interesados y ante esa situación, la posibilidad de destinos alternativos resulta evidente. Para tratar de hacer lo más atractiva posible la nueva línea, el Cabildo de La Palma se volcará en una campaña potente. 

Durante la campaña de verano veremos a Vueling en el aeropuerto de La Palma

Foto: Xavier Larrosa (planespotters.net)

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Vueling, la aerolínea salvadora de las cuentas del holding IAG al que también pertenecen Iberia e Iberia Express, prevé crecer este año un 30 % en su oferta de asientos y abrirá 72 nuevas rutas, que sumarán 280 e incrementará su flota en otros veinte aviones, hasta alcanzar 90 unidades. El objetivo de la compañía “low cost” salarial consiste en captar el mercado italiano, con base en el aeropuerto de Roma, a la vista de la situación en la que se encuentra Alitalia, de la que ahora se confirma que la compañía árabe Etihad comprará el 40 % del capital.

Según leemos en la edición digital del periódico económico Expansión, Vueling pretende ser una alternativa viable a Alitalia y tendrá diez aviones en base en Roma y con ellos operará 36 rutas, 17 de ellas a otros países. Por allí también está Ryanair, otra compañía “low cost” que hace estragos por donde pasa y ya ha anunciado que plantará cara a la compañía española (o británica, según se mire). Los planes de Vueling implican, además, la contratación de otros 600 trabajadores en los diferentes niveles, con lo que la cifra total de empleados al final de este ejercicio será de tres mil personas. 

Vueling crecerá este año en Italia a costa de las horas bajas de Alitalia

Foto: Tave Myliu

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Vueling, la última incorporación del holding IAG, que controla además las compañías British Airways e Iberia, obtuvo un beneficio neto de 147 millones de euros en 2013, con lo que el grupo vuelve a números negros. En el ejercicio anterior, las pérdidas fueron de 696 millones de euros. La evolución favorable de Vueling ha tenido mucho que ver en estos datos, así como la reducción de costes de Iberia y los mayores ingresos de la compañía británica.

Vueling facturó 1.333 millones de euros –es decir, el 6,1 % de los ingresos totales del grupo– y aportó el 7,2 % de la capacidad de oferta del grupo. Iberia registró unas pérdidas de operaciones de 166 millones de euros, si bien ello supone una mejora de 185 millones con respecto a 2012. Y ello pese a la debilidad económica de España, que sigue afectando a los ingresos unitarios. La compañía redujo su flota en 23 aviones y la oferta en un 14 %. 

Vueling ha devuelto al holding IAG a los números negros

Foto: Tave Myliu

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Vueling duplicará su oferta durante la campaña del próximo verano en la línea Barcelona-Fuerteventura, informa el Cabildo de la isla majorera. La progresión del tráfico así lo aconseja, teniendo en cuenta que fueron 24.397 pasajeros en 2012 y 36.449 pasajeros en 2013 los que utilizaron la mencionada línea con una frecuencia de tres veces por semana, es decir, casi un 50 % más.

Fuerteventura es la isla con las mejores playas de Canarias, además de favorecer la práctica de deportes acuáticos.  Bien es verdad que el Cabildo de esta isla mantiene un acuerdo de promoción concertada con la compañía ”low cost” del grupo IAG, que se aprecia resulta rentable, toda vez que si duplica su oferta es porque las previsiones garantizan un coeficiente de ocupación elevado. De lo contrario, no sería así. 

Vueling duplicará su oferta en la línea Barcelona-Fuerteventura

Foto: Tave Myliu

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Iberia sigue perdiendo pasajeros. La caída en 2013 ha sido del 16,5 %, si bien es de advertir que recortó su oferta en un 14 %, con lo cual menos vuelos y menos asientos, como corresponde a una estrategia sensata en tiempos de crisis, hasta que se aclare el panorama. Si es que llega ese día, algo que deseamos con toda sinceridad –nos importan las personas, el prestigio y la capacidad operativa de la histórica aerolínea–, pese a que el capital social de la otrora compañía de bandera esté controlado por los británicos que ahora son dueños y señores del holding IAG. Otro dato negativo para Iberia: -15,3 % en las toneladas de mercancías transportadas.

Las otras compañías que forman parte del grupo británico –British Airways, Vueling e Iberia Express– tienen viento en cola. No en vano las dos compañías españolas mencionadas han ganado cuota de mercado a costa de Iberia y Vueling es la que mejores resultados aporta, con 13,4 millones de pasajeros (+ 27,9 %) y un incremento de su capacidad del 23,8 %. British Airways aumentó la demanda en un 3,6 % y retrocedió un cinco por ciento en carga, En total, el holding AIG transportó 67,2 millones de pasajeros en 2013, es decir, un incremento del 23,1 % con respecto a 2012. 

Estamos pendientes del acuerdo entre Iberia y sus pilotos. Es importante

Foto: Louis

Juan Carlos Díaz Lorenzo

No tenemos el gusto de conocer a Álex Cruz, que es el presidente y CEO de Vueling, la niña mimada de IAG, cuyo crecimiento a costa de Iberia es muy considerable. Sin embargo, hoy hemos de ocuparnos de algunas consideraciones manifestadas por este señor, a tenor de lo que hemos visto publicado en preferente.com. Lo primero es que, en su opinión, “estamos al mismo nivel de servicio y producto que una compañía tradicional”. Lo segundo es que “IAG nos entiende muy bien, nos respeta y no interfiere y apoya enormemente lo que estamos haciendo. Imagino que esto cambiará si algún día perdemos dinero”.

Apreciamos que el señor Álex Cruz hace mucho tiempo que no viaja en compañías tradicionales de nivel, serias y de prestigio, que las hay, como en otro tiempo lo tuvo la desgraciada Iberia –que no un sucedáneo llamado Iberia Express, pues tiene la misma tonalidad que Vueling– y le recomendamos que lo haga antes de abrir la boca. No hay que ir muy lejos. Lufthansa y las emergentes compañías del Golfo Pérsico, por ejemplo. Que IAG les respeta y no interfiere en su gestión es la guinda del chiste y no deja de ser una adulación innecesaria. Dice también que aprecia “enormes diferencias” entre Vueling y sus competidoras “low cost”. De antología para la risa. Hace mucho tiempo que no volamos en Vueling y tampoco tenemos ganas. Con una vez tuvimos suficiente, lo mismo que en Iberia Express. 

Vueling tiene en buena parte un mercado cautivo. Así los ingleses están contentos

Foto: Óscar Martínez

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Era previsible que así sucediera y ahora se ha hecho público. La Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI), heredera del antiguo Instituto Nacional de Industria (INI), venderá su participación en el grupo IAG, que controla Iberia, antaño exitosa compañía de bandera. Así lo ha comunicado el ente público a la Comisión Nacional del Mercado de Valores, según leemos en la prensa económica nacional.

Cuando salga la SEPI –no hay prisa, pero no tardará mucho en hacerlo– no habrá socio español en la sociedad que controla Iberia, Vueling y British Airways. Serán cuatro sociedades británicas, que tienen entre el 5 % y 3,2 %, las que tomen las decisiones. En el pasado mes de junio, El Corte Inglés vendió su participación del 1,8 % en cien millones de euros. Bankia, que tenía un 12,6 %, también salió hace tiempo. 

IAG ha decidido un notorio crecimiento de Vueling, mientras Iberia espera

Foto: Óscar Martínez

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Año y medio después de las reiteradas peticiones del Cabildo Insular de Tenerife a AENA, el ente público ha accedido a modificar los horarios operativos del aeropuerto Tenerife Norte-Los Rodeos y éste será efectivo a partir del próximo 27 de octubre, con un incremento de 75 minutos sobre el horario actual, que es de 06 a 23 horas. Vueling y la marca comercial Binter, operada por Naysa y Canair, ya habían manifestado su interés en  ampliar su oferta y ahora lo hace también Iberia Express.

La compañía sucedánea de Iberia ha manifestado su intención de adelantar la salida del primer vuelo a Madrid, para permitir entre otras cosas una mejor conexión con los destinos a Latinoamérica y EE.UU., leemos en la edición digital de Diario de Avisos. Ello tendrá ventajas además para los pasajeros que viajan a Madrid u otros destinos en los que el factor tiempo es importante. En sentido inverso, Air Europa, por ejemplo, tiene un vuelo que llega a Tenerife Norte en torno a las nueve de la mañana y tiene una demanda muy elevada.

Vueling fue la primera compañía aérea que apostó por la ampliación del horario

En el Cabildo tinerfeño están satisfechos con esta noticia, según lo manifestado por su vicepresidente y próximo presidente de la primera corporación insular, Carlos Alonso.  Además, en breve habrá nuevas conexiones a París y Berlín desde Tenerife Norte y es previsible que haya más noticias relacionadas con el cambio de horario, pues un abanico de 75 minutos (hora y cuarto) es lo suficientemente atractivo para que algunas compañías modifiquen sus programaciones.

Foto: Tave Myliu

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Hemos leído en estos días los planes que tiene el consorcio IAG, liderado por Bristish Airways, para potenciar la compañía Vueling con 120 nuevos aviones, de ellos 62 en firme y 58 opcionales, después de que se hiciera con el control de la misma tras una opa lanzada en julio pasado. En ningún momento se nombra a Iberia, lo que siembra una mayor incertidumbre y hace pensar que a la compañía española en manos de sus actuales gestores todavía le queda una larga travesía del desierto. 

Sigue Iberia envuelta en negros nubarrones que dificultan su futuro

Tampoco se nombró a Iberia el pasado mes de abril como destinataria de alguno de los 18 aviones Boeing B-787 y 18 aviones Airbus A-350, que estarán destinados exclusivamente a la compañía británica. Dicen las cabezas pensantes del holding IAG que no habrá novedades de flota en Iberia mientras el plan de reestructuración no alcance sus objetivos y para ello tendrá que reducir sus costes y situarse en una posición de crecimiento rentable. 

En julio pasado, según los datos publicados, Vueling aumentó el número de pasajeros transportados en un 17,8% con respecto a igual periodo del año anterior. Iberia, sin embargo, perdió el 19,3% de pasajeros transportados por kilómetro, debido, en parte, a la reducción de rutas. Vueling ha logrado posicionarse mejor en aquellos mercados de crecimiento en los que la competencia se muestra débil y reduce capacidad. 

Foto: Rubén Cabrera Jiménez

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 56 seguidores