¿Bird Blue Air Line?

8 septiembre 2014

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Hace tiempo que no hemos vuelto a oír hablar de Islas Afortunadas Air. ¿Se acuerdan? Canaryfly, en su modestia, parece que no molesta a Binter. ¿Habrá algo más? Ahora anda en el ambiente otra novedad, la de una compañía aérea “made in Canarias” llamada Bird Blue Air Line y su intención consiste en volar entre islas y a la Península. Parece ser que la clase política cabildicia tiene conocimiento de la propuesta de sus promotores, por si se anima a participar, según dice la publicación especializada preferente.com.

Se necesita una inversión estimada de unos 20 millones de euros para volar entre islas y desde Gran Canaria y Tenerife a Madrid, Barcelona y Santiago de Compostela, como primeros destinos. Una iniciativa que pretende “resolver los problemas de conectividad aérea, flexibilizaría los precios de los trayectos y los beneficios serían también para las islas”. El mensaje es el mismo de siempre. Para los vuelos regionales se emplearían aviones ATR-72 y para los vuelos nacionales aviones Boeing B-737 en régimen de alquiler. A ver en qué queda el asunto.

Esta es la primera imagen conocida de un proyecto llamado Bird Blue Air Line

Foto: preferente.com

Juan Carlos Díaz Lorenzo

El gerente administrador de Islas Afortunadas Air, José Antonio Godoy, ha hecho público un comunicado en la página facebook de la citada compañía, en el que sale al paso de multitud de comentarios de todo tipo, la mayoría de ellos vertidos en el mismo medio y otros en el éter del entorno regional. Por lo publicado, Islas Afortunadas Air prevé iniciar sus operaciones en otoño próximo y su proyecto es francamente ambicioso.

Dice José Antonio Godoy que “nuestro proyecto saldrá a la luz, sí o sí, en contra de aquellos que piensan que les estamos vendiendo cortinas de humos a aquellas personas que necesitan de un trabajo, o en el peor de los casos llamándonos estafadores. La única estafa que ha cometido el equipo de Islas Afortunadas Air es la de quitar tiempo a nuestras familias, a nuestra salud, a nuestras horas de sueño y nunca nos hemos quejado porque trabajamos con y para sacar adelante este proyecto”.

Para las líneas interinsulares, IAA proyecta volar con aviones BAe 146

Sostiene que “nos han acosado, han molestado a nuestros amigos, han violado todo el sistema de derechos, están incluso intentando sacar información de algunas de las personas ya seleccionadas, cualquier publicación que hacemos nos la critican, hicimos una entrevista en tv con un mensaje exclusivamente para el pueblo que no entiende de palabras técnicas, y nos critican por eso mismo diciendo que hemos dicho estupideces”.

Se pregunta “¿qué estupidez es decir que un billete de Las Palmas a La Gomera salga más caro que viajar a Madrid, Barcelona o Galicia?, ¿qué estupidez es decir que queremos tener un médico a bordo en trayectos de largo recorrido? ¿qué estupidez es querer tener un menú especial para las personas que lo necesiten?, ¿qué estupidez es volar “low cost”?, ¿qué estupidez es que nuestro personal este formado con la LSE, teniendo así en cuenta al colectivo con problemas auditivos? ¿qué delito tiene ser diabético?. Hasta con esto último se han metido”.

José Antonio Godoy pregunta a las personas que han entrevistado hasta el momento “y nos gustaría que fueran honestas, ¿qué trato han recibido en la entrevista? ¿hemos tratado en ellas el tema económico?, ¿en algún momento IAA se ha puesto en contacto con alguno, en primera instancia, para solicitarles su CV o por el contrario han sido ustedes quienes han solicitado la vía por la que podían hacerlo?, ¿se les ha obligado a comentar y hablar positivamente del trato en esas entrevistas, o por el contrario se les ha pedido que expongan su impresión o como se han sentido en ellas?, ¿cuál era la finalidad de esos comentarios, hablar bien de IAA o intentar que los próximos candidatos asistieran con más tranquilidad y confianza?, ¿no es cierto que en todo momento se ha hablado de IAA como un proyecto?”. Agrega que “por otra parte se nos acusa de querer cobrar los cursos de habilitación y LSE, pregunto ¿se les ha mencionado algo de esto a las personas que han asistido a las entrevistas? ¿Se les ha solicitado alguna aportación económica?”.

Sostiene el directivo de Islas Afortunadas Air que “hay una gran polémica con nuestra web, al respecto queremos decirles que para nosotros en este momento son más importantes otros trámites y gestiones, ya que toda la información relevante la estamos publicando en las redes sociales. La tendremos operativa cuando esté totalmente terminada y realmente sea necesario, es decir, cuando se pueda comenzar a hacer las reservas de los vuelos, y en ese momento es cuando se conocerán todos los datos fiscales o de cualquier otra índole relativos a Islas Afortunadas Air”.

Dice, asimismo, que “he estado a punto de cerrar esta página (facebook), dejando como único medio de comunicación el correo de información que tenemos habilitado; el único error cometido por nuestra parte ha sido presentar nuestro proyecto en algunos medios de comunicación, aclarando en este sentido que en ningún momento hemos sido nosotros los que han iniciado el contacto, siempre ha sido respondiendo a sus solicitudes, éste es un proyecto que lleva gestándose desde el año 2008 y hasta ahora lo hemos hecho en silencio, sin publicidad, no era nuestra intención darlo a conocer públicamente hasta su comienzo operativo, pero por suerte o por desgracia ha salido a la luz antes de lo previsto, no estamos arrepentidos de que haya sucedido, pero sí algo decepcionados por la forma en la que se nos está tratando en algunas publicaciones, falseando datos e intentando destruir todo el esfuerzo del equipo de IAA”.

Por último, José Antonio Godoy enfatiza que “queremos dejar claro que nadie está obligado a seguirnos, a creer en nuestro proyecto, a involucrarse en él, tod@s son libres, quien no quiera seguir tiene todo el derecho a dejar de hacerlo” y concluye dando las gracias “a tod@s los que desde el principio nos están apoyando y a los que se han ido incorporando poco a poco, estamos a disposición de tod@s”.

Foto: Islas Afortunadas Air

¿Aerocanarias?

2 abril 2013

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Hemos leído la exclusiva que publica preferente.com que, con todo el respeto que nos pueda merecer una iniciativa privada en el transporte aéreo, la vemos inviable. ¿Por qué? Por lo ambicioso de sus pretensiones: capital canario, una inversión de 40 millones de euros y una flota compuesta por aviones Embraer ERJ-170, Airbus A-320 y Airbus A-330, con la finalidad de crear un “hub” en Canarias para el corto, medio y largo radio.

Lo curioso del caso es que “la presentación de la aerolínea está programada para dentro de pocas fechas, aún a la espera de obtener el AOC y los permisos europeos”. La iniciativa pretende llenar el hueco de la desaparecida Spanair e Islas Airways. Con los aviones ERJ-170 pretenden volar entre islas e incluso a la Península en líneas que no sean de alta densidad; con la flota A-320, a destinos medios y con la flota A-330, cruce del Atlántico y mercado nórdico.

preferente.com publica una imagen de la librea de los aviones

No se trata de una “low cost”, agrega la información. Sinceramente, no lo creemos. Cada cierto tiempo aparecen noticias de este corte que luego se disuelven en el éter. Tal y como están las cosas, ¿una inversión de 40 millones de euros?, ¿capital canario?, ¿volar entre islas con aviones reactores?, ¿y las obligaciones de servicio público? … Hace tiempo que nos hemos vuelto aquinianos para estas cuestiones. Y si nos equivocamos, no tendremos inconveniente en reconocerlo.

Algunas iniciativas para el transporte aéreo interinsular, con una inversión factible, están latentes pero no consiguen remontar el vuelo. Hay monopolio de facto de la marca comercial Binter para rato. Porque, ya sabemos, Naysa y Canair son dos compañías “low cost” salariales al servicio de la primera. Mientras tanto, un vuelo La Palma-Gran Canaria-La Palma está disponible a la módica cantidad de algo más de 120 euros para el próximo fin de semana. Es decir, más caro que viajar a Madrid.

Foto: preferente.com