Juan Carlos Díaz Lorenzo

El Ministerio de Desarrollo Económico y Empleo de Finlandia ha denegado a Finnair los permisos para que pueda contratar tripulantes de cabina de pasajeros (TCP’s) en EE.UU. a través de la empresa de trabajo temporal Adecco, informa la prensa finlandesa. Pese a este revés, la aerolínea ha seleccionado a 28 personas que están dispuestos a incorporarse en cualquier momento, según los requerimientos de la contratación. 

La respuesta del Ministerio de Desarrollo Económico y Empleo de Finlandia a la pretensión de Finnair es contundente: primero están los finlandeses y en estos momentos en el mercado de trabajo nacional hay gente suficientemente preparada para cubrir estos puestos, máxime cuando la aerolínea ha despedido a más de un centenar de TCP’s, algunos de los cuales llevaban años de servicio. Además, existe otro escollo para el que la premura de tiempo es mala consejera: los posibles sustitutos habrán de tener permiso de trabajo. 

Varapalo del Gobierno finlandés a Finnair en su pretendida contratación de TCP’s

Foto: Tave Myliu

Juan Carlos Díaz Lorenzo

Finnair estudia la posibilidad de subcontratar personal español como tripulantes de cabina de pasajeros (TCP), en aquellos vuelos que tengan como destino España, con la finalidad de reducir la escala de costes de pernoctaciones, informa la compañía aérea finlandesa. El proyecto pretende, de llevarse a cabo, emplear a TCP’s nacionales en las líneas regulares a Madrid y Barcelona y las líneas de temporada de invierno a Canarias.

Dicho plan se encuadra en la acción para reducir costes, que en lo que va de año se han reducido en casi un 30 % a nivel global. Para 2014, Finnair pretende disminuir sus costes anuales en 140 millones de euros y en 2013 –año de su 90º aniversario- pretende reducir su plantilla de TCP’s con base en los aeropuertos finlandeses, de ahí que se avance en la subcontratación de personal en las líneas de España, Nueva York y los destinos asiáticos.

Finnair trata de reducir costes ahorrando las pernoctaciones de los TCP’s

Foto: Óscar Martínez